Inicio  





 Lo Más Visto
- SE EXIGIRÁ A LA MAYORÍA DE LOS PROVEEDORES DE INTERNET AGREGAR ETIQUETAS PARA EL CONSUMIDOR
- Las tasas hipotecarias en EE.UU. aumentaron a 6.82% durante la primera semana de abril
- Buscan que residentes de condominios puedan contratar libremente el proveedor de internet de su pref
- Retiran del mercado detergentes para ropa Tide y Gain debido al riesgo de lesiones graves
- EE.UU. acusa a China de inundar los mercados mundiales con productos baratos




  Por el libro
Bookmark & Share

21 de febrero de 2024

Infobae

Volar con una maleta facturada acaba de ser más caro en American Airlines. La aerolínea anunció este martes 20 de febrero que el costo de facturar una maleta para vuelos nacionales, que solía ser de 30 dólares, aumentará a 35 dólares si se compra por Internet o a 40 dólares en el aeropuerto. Para una segunda maleta, la tarifa es de 45 dólares, frente a los 40 anteriores, independientemente de cómo se compre.

 

 

Te puede interesar:Cómo definen los estadounidenses el estilo de vida de clase media y por qué no pueden alcanzarlo

 

Los nuevos precios se aplican a los vuelos reservados a partir del martes en la cabina principal; las maletas en las cabinas premium siguen siendo gratuitas. Es la primera vez que American sube los precios de sus maletas facturadas desde 2018. Sigue a Alaska Airlines, que aumentó el coste de la primera bolsa facturada de 30 a 35 dólares en enero.

Scott Keyes, fundador del servicio de alertas de vuelos baratos Going, dijo que no estaba sorprendido por la medida. “Las aerolíneas tienden a moverse en manada”, así que cuando una aerolínea hace algo como aumentar el precio de sus maletas, muchas otras lo ven como una señal de que ha llegado el momento de que nosotros también lo hagamos, explica. “Cuando se trata de tasas, no es frecuente ver a las aerolíneas compitiendo y bajando los precios”.

El costo por la primera maleta facturada ahora es de 35 dólares si se realiza el pago en línea, y de 40 dólares si el pago se efectúa en el aeropuerto. (Imagen Ilustrativa Infobae)

JetBlue y United subieron sus tarifas a 35 dólares para las maletas que no se pagaron con más de 24 horas de antelación a principios de 2020, pero mantuvieron el precio de 30 dólares para los que pagaron con antelación. JetBlue cobra ahora 45 dólares por la primera maleta y 60 por la segunda en las 24 horas previas a la salida; para quienes pagan con más de un día de antelación, la primera maleta cuesta 35 dólares y la segunda, 50 dólares.

 

Te puede interesar:Incendios, inundaciones y aumento de los casos de dengue: estos son los estragos que provoca el fenómeno El Niño en Sudamérica

 

Delta cobra 30 dólares por la primera maleta facturada. Southwest se mantiene al margen y permite facturar dos maletas gratis. Hay una buena noticia para los que viajan con exceso de equipaje en American: Las maletas con poco sobrepeso costarán menos. En lugar de costar 100 dólares, una maleta que pese entre 25 y 26.5 kilogramos sólo costará 30 dólares más.

El aumento de American en el precio de las maletas facturadas se produce en medio de un amplio escrutinio de las denominadas “tasas basura” que cobran las aerolíneas, las compañías de tarjetas de crédito, los vendedores de tiquetes y otros, y de un impulso de la administración Biden en favor de una mayor transparencia.

Este ajuste tarifario es el primero que American realiza desde el año 2018 y sigue la tendencia iniciada por otras aerolíneas como Alaska Airlines, que previamente había aumentado el costo de la primera maleta facturada de 30 a 35 dólares. (REUTERS/Tingshu Wang)

Antes, los viajeros volaban sin pagar nada extra por facturar una maleta. Las aerolíneas introdujeron por primera vez las tasas por equipaje en 2008, cuando se dispararon los precios del combustible; el año pasado, ingresaron 33.300 millones de dólares por este concepto, según una estimación publicada este martes.

Jay Sorensen, presidente de la consultora IdeaWorksCompany, que emitió la estimación junto con la empresa tecnológica de alquiler de coches CarTrawler, dijo que no creía que más aerolíneas siguieran el ejemplo de American. Sorensen interpretó la medida como una forma de conseguir que más gente se suscriba a la tarjeta de crédito de la aerolínea; la mayoría de los titulares de tarjetas obtienen una maleta facturada gratis en vuelos nacionales.

 

Te puede interesar:Los historiadores parecen estar obsesionados con los muslos de George Washington ¿Realmente era como lo pintan?

 

Su informe señala que las tasas por equipaje suelen animar a más pasajeros a llevar equipaje de mano, lo que “se ha convertido en un reto operativo y un punto de dolor para el cliente.”

Las compañías JetBlue y United también modificaron sus políticas de precios para el equipaje facturado a inicios del 2020, estableciendo una tarifa de 35 dólares bajo ciertas condiciones. (Imagen Ilustrativa Infobae)

A menudo, los viajeros se disputan el espacio en los compartimentos superiores o se ven obligados a facturar una maleta en la puerta de embarque, aunque haya sitio en el avión. Las aerolíneas intentan evitar retrasos mientras los pasajeros resuelven el rompecabezas logístico de acomodar sus maletas en espacios a veces reducidos.

Keyes afirma que “lo más lógico” sería que las aerolíneas cobraran tasas elevadas por las maletas de mano y precios más bajos por las facturadas, una táctica que Spirit Airlines ha adoptado. Aunque los precios de las maletas varían, un vuelo de mediodía de Baltimore a Fort Lauderdale a principios de marzo muestra un precio de 61 dólares por una maleta facturada durante el proceso de reserva, mientras que una maleta de mano costaría 69 dólares.

Para los viajeros a los que no les importa necesariamente llevar su equipaje consigo -pero no quieren pagar una tarifa por maleta facturada- Keyes sugiere llevarlo consigo y esperar a ver si el agente pide voluntarios para facturar sus objetos en la puerta de embarque. “Me costaría recordar la última vez que tuve un vuelo en el que no hubiera un agente en la puerta de embarque pidiendo a la gente que facturara sus maletas hasta su destino final”, afirma.