Inicio  






  Que no te cojan de...
Bookmark & Share

El Vocero

La Autoridad de Carreteras y Transportación (ACT) admitió ayer que el sistema de AutoExpreso ha venido confrontando serias fallas en la lectura de las tarjetas de los vehículos en el país, lo cual podría estar causando que los conductores estén recibiendo multas sin estos realmente haber violado la ley.

La situación ha estado afectando mayormente a los dueños de vehículos con parabrisas plano y ‘Jeeps’, los cuales estarían acumulando miles de dólares en infracciones, sin tener conocimiento. Sin embargo, las quejas también han surgido de parte de conductores de otro tipo de automóviles.

La portavoz de Prensa de la Autoridad de Carreteras y Transportación, Vivian Rivera Vázquez, reconoció que algunos autos enfrentan interferencia en la lectura del sello de AutoExpreso “por la estructura del vehículo”.
Sin embargo, no ofreció información respecto a si la agencia iniciaría alguna indagación interna, dado el caso de que ya son miles los conductores que a diario confrontan problemas con el cuadre de sus cuentas de AutoExpreso.

Rivera Vázquez recomendó comprar un sello de barra en vez del sello regular que inicialmente los dueños del auto adquieren.

Este sello, según la portavoz de ACT, es apto para este tipo de vehículos y le garantizaría el funcionamiento correcto del sistema. El costo del sello es de $38 a diferencia de los $10 que cuesta el ‘normal’.
A preguntas de EL VOCERO, la funcionaria indicó que si la persona ya había adquirido un sello regular y confronta este tipo de problemas podría solicitar el reembolso del costo del sello a su cuenta.

Los problemas con el AutoExpreso en fueron reseñados la semana pasada por el columnista de EL VOCERO, Gilberto Arvelo, mejor conocido como Dr. Shoper.

A través de su portal cibernético (www.doctorshoper.com) Arvelo demostró cómo un vehículo Jeep Wrangler 2011 confrontó problemas de lectura del sello y la propia empleada en la estación de peaje le solicitó prender los limpia parabrisas y hacer presión en el sello para lograr una lectura efectiva.

Arvelo repitió el mismo ejercicio en seis ocasiones transitando por los carriles automáticos. Los resultados fueron que de seis, tres carriles no leyeron el sello y prendió la luz roja como si no tuviera fondos disponibles. En otros dos carriles el sello funcionó correctamente y en uno no prendió ninguna de las luces.

Al mismo tiempo, relató cómo una persona ya tiene un balance de $8,000 mil en multas que AutoExpreso le ha adjudicado, pese a que sometió los reclamos.
“Este consumidor tiene evidencia de que tenía dinero en su cuenta cuando las multas fueron otorgadas, contactó y radicó los respectivos recursos de revisión por correo y fueron denegados. Denegaron los recursos de revisión porque los mismos no fueron radicados dentro de los 15 días que AutoExpreso da”, destacó Arvelo.

“Para poder ganarse el sustento de su familia, este consumidor, tiene que estar viajando constantemente fuera de la Isla y no tiene el tiempo para estar acudiendo a resolver una situación que según nos indica ha cumplido con todos los requisitos que le requiere el AutoExpreso”, agregó el también conocido Doctor Shoper.

Arvelo destacó que la situación puede estar afectando también a las compañías de alquiler de vehículos o “car rentals” porque los vehículos todo terreno son los preferidos para alquilar por los turistas.

Tendrán acceso a multas los concesionarios y la banca

Por otra parte, Wanda Morales, directora de la Directoría de Servicios al Conductor (DISCO), informó que durante el primer trimestre de 2015 los concesionarios de autos y la banca podrán tener acceso al registro de multas de los vehículos mediante el sistema David.

Morales respondió así a las denuncias reseñadas en EL VOCERO sobre los concesionarios de autos que cada vez se rehúsan a aceptar autos en “trade-in” porque desconocen las multas que pueden tener acumuladas los vehículos.

l portal cibernético www.doctorshoper.com reseñó que el mercado de autos reposeidos se ha visto afectado porque los autos tienen que estar libres de multas para poder entrar a subasta.

“Se estima que en la actualidad existen alrededor de 6 mil vehículos reposeidos cuya venta está prácticamente detenida”, aseguró Arvelo.

De otro lado, Morales indicó en entrevista con EL VOCERO que los ciudadanos pueden pedir un informe de multas del vehículo y su licencia a través de la Servi línea 1-800-981-3021 o en los Centros de Servicio al Conductor (CESCO) antes de hacer cualquier transacción con su auto para asegurarse de que no tengan multas pendientes.