Inicio  






  Pa'que te montes
Bookmark & Share

22 de julio de 2016

Reuters

(Reuters) - La automotriz General Motors Co dijo en un documento presentado al regulador el jueves que podría ser forzada por reguladores estadounidenses a llamar a revisión a otros 4,3 millones de vehículos por infladores de bolsas de aire de Takata, con un costo de 550 millones de dólares.

GM afirmó en mayo que llamaría a revisión a 1,9 millones de vehículos por posibles infladores de bolsas de aire defectuosos de Takata. En junio, la automotriz amplió el llamado a otros 600.000 vehículos tras una revisión de datos de propiedad.

GM dijo el jueves que estima que los costos de reparación de 2,5 millones de vehículos ascenderían a 320 millones de dólares.

 

GM retirará unos 308.000 Impalas por defecto

DETROIT (AP) — General Motors anunció el jueves el retiro de casi 308.000 sedanes Chevrolet Impala en Estados Unidos y Canadá porque las bolsas de aire pudieran no inflarse durante un choque.

El retiro abarca modelos 2009 y 2010 producidos antes del 10 de febrero del 2010.

GM dice en documentos del gobierno que el asiento del pasajero delantero puede rozar un cable del sensor de detección. Si el cable se daña, pudiera dejar sin electricidad el sensor e inutilizar la bolsa de aire.

Las luces de alerta de la bolsa de aire se encienden si los cables están dañados, pero algunos pudieran no funcionar.

GM dijo que está al tanto de dos choques y dos heridos que pudieran estar vinculados con el problema.

Los concesionarios colocarán cinta anti abrasiones para resolver el problema. La compañía dijo que los dueños pueden hacer citas para las reparaciones.