Inicio  





 Lo Más Visto
- Se registra baja en casos del PAN en medio de la pandemia del coronavirus
- Pagará un millón de dólares al gobierno federal por fraude a Medicare
- Impune para el consumidor acuerdo del DACO
- Expertos contradicen a la OMS, afirman que el coronavirus se transmite por aire en espacios cerrados
- Las 10 mejores ofertas de alimentos según doctorshoper.com




  Por el libro
Bookmark & Share

17 de marzo de 2020

El Diario NY

El Ingreso Básico Universal podría ser realidad gracias al coronavirus, así sea de manera temporal.

La idea de enviar $1,000 dólares a los residentes de Estados Unidos mientras se supera la emergencia sanitaria ganó terreno el lunes después de que el senador republicano Mitt Romney la incluyera en un posible paquete de ayuda económica.

“Cada adulto estadounidense debería recibir de inmediato $1,000 para ayudar a garantizar que las familias y los trabajadores puedan cumplir con sus obligaciones a corto plazo y aumentar el gasto en la economía”, dijo Romney en un comunicado.  “El Congreso tomó medidas similares durante las recesiones de 2001 y 2008. Si bien las expansiones de licencia pagada, seguro de desempleo y beneficios de alimentación son cruciales, el cheque ayudará a llenar los vacíos para los estadounidenses que pueden no navegar rápidamente por las diferentes opciones del gobierno”.

La idea de dar $1,000 dólares a los estadounidenses fue el programa bandera del excandidato presidencial Andrew Yang, quien lo llamó el “Dividendo de la libertad”. El empresario y filántropo dijo a la revista Rolling Stone que se ha reunido con líderes del Congreso para trazar una legislación temporal de Ingreso Básico Universal para responder a la crisis generada por el coronavirus.

La congresista demócrata Ilhan Omar también instó a sus colegas a aprobar un proyecto de ley para mitigas la crisis. Entre sus propuestas están un Ingreso Básico Universal temporal, suspensión de pagos de hipótecas o alquiler, ausencia laboral pagada y la cancelación de la deuda universitaria.

El costo de la propuesta sería de $350,000 millones, de acuerdo con Jason Forman, un asesor del expresidente Barack Obama contactado por CNN.

La cadena también se puso en contacto con Larry Kudlow, asesor económico del presidente Donald Trump, quien no descartó la propuesta.