Inicio  





 Lo Más Visto
- Por qué las tarjetas de crédito que ofrecen grandes tiendas y retailers son un mal negocio
- Las 10 mejores ofertas de alimentos según doctorshoper.com
- Las pólizas maestras de los condominios no podrán cubrir los apartamentos
- Controversia por las rentas
- Se radican 516 quiebras en junio




  Por el libro
Bookmark & Share

23 de junio de 2020

La Opinion

Ten mucho cuidado con un nuevo método que están utilizando los estafadores para obtener tu información personal. Y es que éstos podrían llamarte a tu casa haciéndose pasar por funcionarios de salud para decirte que estuviste expuesto al COVID-19, y que podrías estar contagiado. Todo esto con el fin de asustarte y sacarte información valiosa, de acuerdo con East Idaho News.

Cabe señalar que funcionarios de salud reales están haciendo contacto con personas que podrían haberse contagiado para advertirles que tomen precauciones. Desafortunadamente, los maleantes se están aprovechando de esto para hacer de las suyas y aprovecharse de la gente.

Estos criminales podrían contactarte a través de mensajes de texto, correos electrónicos o incluso mensajes por redes sociales.

En esta notificación, ellos te dicen que estuviste en contacto con alguien que dio positivo con COVID-19, y te dicen que debes aislarte. Pero, además, también te piden que des clic a un sitio web en donde te pedirán más información personal.

Si caes en la trampa y le das clic al enlace que te envíen, un programa malicioso podría instalarse en tu dispositivo, con el que los hackers podrán robar tu información y vaciar tus cuentas bancarias o hacer robo de identidad.

Otra forma en la que trabajan los estafadores es que podrían llamarte con la misma excusa: decirte que has estado expuesto al virus, para después decirte que necesitan confirmar tu información personal. Entonces, comenzarán a hacerte preguntas sobre tus datos financieros.

Recuerda que, aunque los funcionarios de salud reales sí pueden contactarte por teléfono para pedirte algunos datos personales, éstos serían tu nombre, dirección, fecha de nacimiento, historial médico e información sobre viajes recientes que hayas hecho; pero ellos nunca solicitarán ningún detalle sobre cuentas bancarias.