Inicio  

 Lo Más Visto
- Siguen los enredos corporativos de Rodolfo Sessman
- 8 razones que muestran que Facebook alcanzó su punto máximo y ahora puede estar perdiendo influencia
- Restablecido el 94% de las telecomunicaciones
- Un 55% de las viviendas eran de construcción informal…y entonces llegó María
- Estafas con criptomonedas




  Por el libro
Bookmark & Share

21 de junio de 2017

Primera Hora

Define la Real Academia Española la palabra “endémico” como: “propio y exclusivo de determinadas localidades o regiones”. 

Puerto Rico se distingue por la variedad de especies endémicas, algunas de las que mencionamos a continuación, que son tan de aquí como el coquí.

ANFIBIOS

Estos animales se caracterizan por tener la piel desnuda (sin vellos) y por la capacidad de vivir en ambientes acuáticos y terrestres a lo largo de sus ciclos de vida. 

En Puerto Rico, los anfibios pertenecen al orden Anura, que se compone de sapos, ranas (y coquíes) y otros anfibios sin cola. La diversidad de anfibios por área en Puerto Rico es mayor a la de las demás Antillas, y mayor a la de cualquier otra isla del mundo. En la Isla, hay unas 24 especies de anfibios y, de éstas, 18 especies son endémicas.

ranita de labio blanco (Leptodactylus albilabris)
sapo concho (Peltophryne lemur)
coquí de las hierbas (Eleutherodactylus brittoni)
coquí guajón (E. cooki)
coquí común (E. coqui)
coquí de Eneida (E. eneidae)
coquí grillo (E. gryllus)
coquí de Hedrick (E. hedricki)
coquí dorado (E. jasperi)
coquí palmeado (E. karlschmidti)
coquí martillito (E. locustus)
coquí de Mona (E. monensis)
coquí de la montaña (E. portoricensis)
coquí caoba (E. richmondi)
coquí duende (E. unicolor)
coquí melodioso (E. wightmanae)
coquí llanero (E. juanariveroi)
coquí pitito (E. cochranae)