Inicio  



 Lo Más Visto
- Fomento endurecerá las multas a las concesionarias de autopistas en caso de negligencia
- Google revela un truco para ahorrar en el consumo de energía en dispositivos Android
- Comunidad china ofrece recompensa de $40,000 por información relacionada a un asesinato
- Siete de cada diez ejecutivos aseguran que existe la corrupción en los negocios
- Excorredor de UBS Puerto Rico se declara culpable




  Por el libro
Bookmark & Share

30 de octubre de 2018

actualidad.rt

Científicos chinos han cosechado exitosamente un tipo de arroz resistente al agua salada en la provincia de Shandong, en el este de China, en el marco de un ambicioso plan para impulsar la producción arrocera del país y asegurar la provisión alimenticia de decenas de millones de personas.

La primera plantación de ese nuevo tipo de arroz fue cosechada con éxito por un grupo de científicos en la ciudad costera de Qingdao hace un año. Ahora, seis lotes experimentales plantados en mayo en Shandong y otras dos provincias comienzan a dar sus frutos.

"El trigo y el arroz son los alimentos básicos de los chinos, y el 60 por ciento de ellos depende del arroz", indicó a la agencia Ruptly Guodong Zhang, subdirector del Centro de Investigación y Desarrollo del Arroz Marino de Qingdao, afirmando que con este nuevo cultivo se pretende convertir una gran porción de terreno estéril en tierra fértil.

"Más de 65.000 kilómetros cuadrados de tierra alcalina y salina en China serán transformados", informó Zhang, precisando que esto aumentaría la producción alimenticia en 30 millones de toneladas según el cálculo de al menos 300 kilogramos por mu (667 metros cuadrados) de cultivo.

"Esto puede dar soporte a un adicional de 80 millones de personas en China", añadió.

Zhang, por otra parte, afirma que esto contribuirá a la seguridad y estabilidad mundial. "Si hay desastres naturales [...] es difícil contar con la importación de alimentos desde el extranjero [...] y, si los chinos pasan hambre debido a fracasos en los cultivos causados por desastres naturales, habrá malestar social y factores desestabilizadores para el mundo", agregó.

Según informa Global Times, esta cosecha dio como resultado un rendimiento menor al que buscaban —de 261 kilogramos por mu— pero marca el éxito inicial, pues el rendimiento fue lo suficientemente alto como para indicar que los terrenos alcalinos y salinos bajo prueba efectivamente pueden transformarse en tierras de cultivo verdes.