Inicio  

 Lo Más Visto
- Evaluación de la marca de arroz Great Value grano largo
- Investigan presunto fraude en venta de café "Mi AEELA"
- Acusan a cocinero por tumbarse $38,000 del restaurante donde trabajaba
- La crisis económica se lleva el 35% de las oficinas de abogados
- Se roban planta eléctrica de facilidades de estatua de Colón




  Por el libro
Bookmark & Share

18 de diciembre de 2018

Primera Hora

La cosecha de café este año rondará los 20,000 quintales, casi la mitad de lo que se hubiese recolectado si no hubiese sido por los destrozos que dejó el huracán María.

Y, ante este escenario, el Departamento de Agricultura (DA) repartirá el año próximo casi tres millones de semillas en diversos pueblos con la expectativa de que en unos tres a cuatro años se recolecten 250,000 quintales de café.

También se enfoca en levantar plantaciones mejores organizadas donde se siembren más arbolitos por cuerda.

“Todavía no hemos terminado de contabilizar la cosecha de este año, porque es a finales de diciembre que las zonas más altas terminan”, sostuvo el secretario de Agricultura, Carlos Flores.

“Lo cierto es que la cosecha será mucho menor por los estragos del huracán. Vamos a estar quizás en unos 20,000 quintales”, dijo.

Para finales de este mes se espera que cuatro viveristas firmen contrato para la producción de la semilla.

Al día de hoy hay 1.5 millones de semillas guardadas, según el funcionario, “y como medio millón que se están trabajando en la Estación Experimental del barrio Limaní en Adjuntas”.

Agricultura también cuenta con los dos millones de semillas que donó Starbucks Corporation, que llegaron a la Isla hace varios meses. 

“Ya los agricultores están recibiendo semillas de las primeras que habían salido; se han distribuido cerca de 700,000 arbolitos de los viveros actuales. La próxima gran cantidad de semillas, que debe ser de 1.5 millones, debe estar saliendo para abril o mayo, próximo…”, dijo.

En cuanto a la importación, Flores explicó que “sorpresivamente estamos importando lo mismo que antes del huracán (María), porque la cantidad que nosotros perdimos, que pueden haber sido unos 40,000 a 50,000 quintales, esa es la misma cantidad de café menos que estamos vendiendo”.

Esto porque mucha gente se fue de la isla y el consumo bajó en un 10 a 15 %.

El consumo de café en la Isla está cerca de los 240,000 quintales.