Inicio  

 Lo Más Visto
- Ordenan ‘recall’ de gotas para los ojos y pomadas vendidas en Walmart y Walgreens
- Califican como estorbos casas habitadas en Ponce
- 4 Problemas de dinero por las que la gente suele divorciarse
- Contratista sustituye a BDO en Educación
- FCA llama a revisión 100,000 Jeep Cherokee por problemas en la transmisión




  Por el libro
Bookmark & Share

24 de junio de 2019

Primera Hora

Pondrán hasta el último gramo.

Hace tres años, la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) anunció la reforma más completa a la etiqueta de información nutricional desde su adopción en 1993. Los cambios a la etiqueta recalcan lo que los consumidores necesitan para tomar decisiones más educadas sobre sus hábitos alimenticios.

Dentro de esa reforma, el cambio más reciente en implementarse se anunció hace unos días al exigirse que en la etiqueta se declare la cantidad y el porcentaje del valor nutricional diario de los azúcares añadidos; el segundo (porcentaje) basado en un consumo de 50 gramos de azúcares añadidos al día, o alrededor de 12.5 cucharaditas, para quienes consumen 2,000 calorías al día. Estos cambios toman en cuenta que, en promedio, los estadounidenses consumen azúcares añadidas en cantidades que exceden los límites recomendados.

 “Estamos dando otro paso importante con la publicación de una guía definitiva, con el objetivo de ayudar a los consumidores a entender mejor la cantidad de azúcar que contienen productos de un solo ingrediente como el azúcar glas o en polvo, el jarabe de arce o maple puro y la miel”, informó la doctora Susan Mayne, directora del Centro para la Seguridad de los Alimentos y la Nutrición Aplicada de la FDA.

La guía definitiva explica que, para las azúcares de un solo ingrediente, la etiqueta de información nutricional seguirá incluyendo un renglón para las azúcares totales, con la cantidad por porción expresada en gramos. Sin embargo, el renglón que le sigue, el cual se ha reservado para los azúcares añadidos, solo proporcionará su porcentaje del valor nutricional diario. 

Además, la etiqueta proporciona información relacionada con la inclusión de las azúcares añadidos en ciertos productos de arándano. Como los arándanos son naturalmente agrios y contienen muy poca azúcar natural, los fabricantes de estos productos suelen añadirles azúcar para mejorar su sabor. 

“Al poner en práctica esta guía definitiva el día de hoy, nos hemos asegurado de dar tiempo suficiente para que los fabricantes cumplan con ella. Por lo tanto, esta guía establece nuestra intención de ejercer cierta discreción en el cumplimiento para que cualquier azúcar o producto de arándano de un solo ingrediente que se vea afectado por ella tenga hasta el 1 de julio de 2021 para hacer el cambio a la nueva etiqueta. Queremos asegurarnos de que los fabricantes tengan tiempo para rediseñar sus empaques y cumplir con los nuevos requisitos de etiquetado”, señaló la doctora Mayne.

Con la actualización de la etiqueta de información nutricional y la posterior puesta en marcha de la Estrategia de Innovación Nutricional, el objetivo ha sido proporcionar a los consumidores la información que necesitan para tomar decisiones educadas sobre su dieta y su salud, incluyendo la de productos que consumen a diario.