Inicio  



 Lo Más Visto
- Informe del estado de las comunicaciones para las áreas afectadas por el huracán Fiona




  Pa'que te montes
Bookmark & Share

24 de enero de 2022

AP

TOKIO — La escasez de autopartes causada por la pandemia del coronavirus está afectando cada vez más la producción de Toyota, la automotriz más importante de Japón.

La producción quedará suspendida en 11 fábricas del país el viernes, el sábado y el próximo lunes, informó Toyota Motor Corp.

Les cierres se suman a las reducciones planeadas para febrero y que se dieron a conocer previamente. Dichas reducciones se llevarán a cabo en varios días en ocho de sus 14 fábricas en Japón, incluyendo las líneas de ensamblaje del modelo híbrido Prius y de los modelos de lujo Lexus.

Los suministros escasean debido a la falta de microprocesadores, los cuales son cruciales en las autopartes. Las fábricas dentro y fuera de Japón se han visto afectadas por cierres y paros relacionados con las medidas para combatir el covid-19. Toyota no ha dado a conocer detalles.

La producción en enero se reducirá en 47.000 vehículos, una vez que se tomen en cuenta los cambios más recientes, indicó la automotriz. En cuanto al año fiscal que concluye en marzo, la compañía no alcanzará el objetivo de nueve millones de vehículos que se había establecido, a pesar de la sólida demanda que tienen los productos Toyota. Todos los fabricantes están movilizándose para asegurar que reciben chips en medio de la escasez, lo que agrava la situación, señaló Toyota.

"Estamos haciendo todo lo posible por entregar nuestros vehículos a nuestros clientes lo más pronto posible", indicó la automotriz en un comunicado. "Nos disculpamos profundamente".

Toyota ha difundido periódicamente información sobre casos de covid-19 entre sus trabajadores. La compañía dio a conocer casos de coronavirus en cuatro empleados de una línea en la fábrica de Tsutsumi en la ciudad de Toyota, en la prefectura de Aichi, por lo que se tuvo que cerrar la fábrica. Hace unos días, 14 trabajadores arrojaron positivo en otra línea de la misma planta, lo que obligó a suspender las operaciones en el turno matutino durante cuatro días.

La pandemia no sólo ha afectado al sector automotriz, sino a otras áreas como la naviera, el suministro petrolero y las empacadoras de carne, en lo que es un claro ejemplo de lo entrelazado que está el mundo y la importancia de la mano de obra.

Matteo Fini, vicepresidente a cargo del análisis de las cadenas de suministro y tecnología automotriz en IHS Markit, dijo que no se tiene previsto que los problemas de suministro terminen pronto, y son graves, costándole a los fabricantes hasta 50 millones de dólares semanales.

Eso significa que el ahorro de costos con el famoso "Toyota Way" de fabricación ajustada, que se basa en tener el menor inventario posible para enfocarse en producir "de última hora", podría ya no ser redituable, dijo Fini.

"La experiencia reciente de esta escasez de insumos ha obligado a las automotrices a ir en contra de todo lo que han hecho en los últimos 30 años en lo referente a gestiones de cadenas de suministros", puntualizó.

"Los fabricantes de vehículos ahora están sopesando la posibilidad de acumular inventario de ciertas autopartes porque, en términos relativos, les cuesta centavos almacenar ese inventario en comparación con parar las líneas de ensamblaje", agregó.