Inicio  






  Por el libro
Bookmark & Share

21 de julio de 2017

SinComillas

Durante años, las agencias del gobierno han estado enviando a la Oficina del Contralor información incorrecta, según un estudio realizado por la Oficina de Gerencia y Presupuesto (OGP) en febrero de 2017, que no se ha divulgado y del que hemos sabido por un comunicado de la Fortaleza. El gobierno podría aprovechar esta situación para descabezar al Instituto de Estadísticas, que recopila las estadísticas que generan otras agencias, que podría ser utilizado como cabeza de turco y hacer un uso partidista del tema.

Según el director de la OGP, José Marrero, “este año nos dimos a la tarea de, por ejemplo, computar la cantidad de empleados transitorios por agencia con estudios certificados por profesionales fuera de la estructura de la entidad gubernamental y notamos los errores que se cometen en la recopilación de datos. Es importante que la Oficina de la Contralora nos ayude con la pericia que tienen para que esto no vuelva a ocurrir en Puerto Rico pues la falta de datos y proyecciones confiables han provocado la crisis fiscal que experimentamos. Agradecemos la disponibilidad de la contralora para ayudarnos y estar siempre disponible para este y otros asuntos”.

“Parte del problema de Puerto Rico es la falta de confiabilidad y acceso a la información. El propio Gobierno ha operado a ciegas por décadas. La visión del gobernador sobre el Instituto de Estadísticas es de transformación para que, además de ser una entidad que recopile datos y los publique, se convierta en un ente que pueda asegurar que las agencias adopten las mejores prácticas nacionales e internacionales. Tenemos que asegurar que los datos que se publican son certeros”, añadió el secretario de Asuntos Públicos y Política Pública, Ramón Rosario Cortés.

La contralora y el Ejecutivo se comprometen a mejorar los sistemas de recopilación de data del Gobierno. “Hemos acordado hacer reuniones periódicas con la OGP para examinar la recopilación de datos del Gobierno de forma que cumplan con todas las leyes y que sean certeras”, sostuvo Yezmín Valdivieso, Contralora de Puerto Rico.