Inicio  

 Lo Más Visto
- Al garete la reducción del IVU a alimentos preparados
- Evaluación de la marca de arroz Great Value grano largo
- Cómo reducir los residuos plásticos que generamos
- Investigan presunto fraude en venta de café "Mi AEELA"
- Acusan a cocinero por tumbarse $38,000 del restaurante donde trabajaba




  Por el libro
Bookmark & Share

9 de marzo de 2011

Compromisorce.com

09/03/2011 11:50:00 El reciclaje de papel y cartón ha sufrido un gran revés. Según informa la `BBC´, algunas empresas internacionales del sector de la alimentación han anunciado cambios en sus envases hechos con cartón reciclado después de que investigadores en Alemania y Suiza determinaran que sustancias tóxicas provenientes de periódicos han contaminado alimentos envasados con cartón reciclado.

Los investigadores sostienen que unas sustancias químicas, llamadas aceites minerales y provinentes de la tinta utilizada por las imprentas, habrían contaminado los alimentos por contacto. Así, alimentos como pasta, arroz o cereales vendidos en envases de este tipo podrían contener entre diez y 100 veces más aceites minerales que el límite tolerado. Los investigadores han vinculado la exposición muy prolongada a estos aceites con inflamación interna de órganos y con el cáncer.

Empresas como la británica Jordans han anunciado que abandonan el cartón reciclado; otras, como Kellogg’s, están tomando medidas para garantizar que sus envases estén libres de estos aceites.

Sin embargo, la Federación de Alimentos y Bebidas del Reino Unido, que representa a las compañías del sector, comentó que el estudio suizo "es un buen punto de partida para más investigaciones, pero no es suficiente para justificar que se elimine el uso del cartón reciclado".

Los investigadores

La investigación fue liderada por Koni Grob, del laboratorio de seguridad alimentaria del cantón de Zurcí, Suiza. Grob y su equipo efectuaron un trabajo similar en Alemania.

La investigación concluyó que los aceites minerales pasan fácilmente a través de las múltiples bolsas plásticas que se colocan para mantener los alimentos secos y frescos, y que cuanto más tiempo durara un producto en los estantes de los supermercados, mas aceites minerales absorbería. Aún así, los consumidores tendrían que exponerse a estos alimentos contaminados durante muchos años para estar en riesgo.