Inicio  

 Lo Más Visto
- Al garete la reducción del IVU a alimentos preparados
- Evaluación de la marca de arroz Great Value grano largo
- Cómo reducir los residuos plásticos que generamos
- Investigan presunto fraude en venta de café "Mi AEELA"
- Acusan a cocinero por tumbarse $38,000 del restaurante donde trabajaba




  Por el libro
Bookmark & Share

27 de febrero de 2006

WASHINGTON, D.C.? Una transgresión de información que dejó vulnerables a los ataques de piratas a cerca de 40 millones de cuentas de clientes resultará en el establecimiento de medidas de seguridad más estrictas, dijeron el jueves funcionarios de la Comisión Federal de Comercio (FTC).

CardSystems Solutions Inc. ha resuelto cargos por haber quebrado la ley al fallar en asegurar medidas de protección adecuadas para salvaguardar información sensitiva de sus clientes.

La FTC no podía buscar castigos civiles bajo la ley que CardSystems violó.

CardSystems, con sede en Atlanta, procesa tarjetas de crédito y otros pagos para bancos y comerciantes. El verano pasado se dio a conocer que decenas de millones de cuentas, mayormente de MasterCard y Visa, fueron expuestas a posible fraude después que un pirata violara el sistema computarizado de la empresa.

?CardSystems mantenía información que no necesitaba archivar y, en cierta manera, eso puso en riesgo la información financiera de los clientes?, dijo Deborah Platt Majoras, presidenta de FTC.

La compañía guardó información obtenida de la cinta magnética de las tarjetas de crédito y débito: números de cuentas, fechas de vencimiento y códigos de seguridad, dijo la agencia. La comisión dijo también que CardSystems no tenía los códigos de seguridad suficientes para evitar que un pirata tomara control de su red computarizada.

Desde esa época los bienes de CardSystems han sido comprados por Pay By Touch con sede en San Francisco. El acuerdo requiere que Pay By Touch implante un detallado programa de seguridad y que sea auditada cada año durante 20 años.

De acuerdo a evidencia obtenida en un caso de California, el transgresor pudo obtener suficiente información de las cuentas para estafar, al menos, a 264 mil clientes. Visa y MasterCard sostienen que hay poco riesgo financiero para sus cuentahabientes gracias a su política de ?cero responsabilidad? de parte de sus clientes, ya que las compañías asumen los cargos fraudulentos.

La demanda exigía una orden que requiriera que Visa y MasterCard enviaran advertencias individuales a los clientes a quienes se robó la información. Pero el juez rechazó este pedido aduciendo que no hay peligro inmediato de daño irreparable para los consumidores.