Inicio  





 Lo Más Visto
- ¿Aguacates en peligro?: revelan la amenaza que se cierne sobre el 'oro verde'
- Aerolíneas demandan al gobierno federal por norma que les exige transparencia sobre tarifas
- Alerta tras inundaciones: potencial aumento de casos de dengue y leptospirosis
- Multan a firmas de Slim por falta de permisos en cables interoceánicos
- Retiran más de 1,300 cajas de habichuelas coloradas Goya distribuidas en Puerto Rico y Santa Cruz




  Pa'que te montes
Bookmark & Share

18 de julio de 2008

Por: La Opinion

La fila de vehículos todoterreno (SUV) sin vender en un concesionario de General Motors (GM) en La Puente da una idea de que los carros no se están vendiendo con la rapidez que sus vendedores esperarían. Y la idea se confirma con los datos de venta de los vehículos GM en todo el país, que han presentado una reducción de casi el 16% en ventas de marcas Buick, Cadillac, Chevrolet y GMC, entre otros de la famosa fábrica norteamericana.
Para GM, concesionarios, y para miembros de la Asociación Nacional de Concesionarios de América (NADA), es precisamente la baja en las ventas de vehículos lo que ha provocado un efecto dominó que ha repercutido no sólo en recortes de personal en los lotes de venta y en reducción de inventario, sino que llegó hasta las drásticas medidas de austeridad que anunció la empresa automotriz esta semana.
Para GM el golpe es más evidente porque gran parte de su producción automotriz está compuesta por vehículos que no tienen mucho rendimiento de millas por galón de gasolina.
Paul Taylor, economista en jefe de NADA, señaló a La Opinión que se está viendo un "dramático y repentino cambio" en las requisiciones de los consumidores que está afectando por completo los lotes de venta de automóviles, en especial los de GM.
"GM fabrica casi un 70% de vehículos tipo "truck" (de mayor consumo de gasolina) comparado por ejemplo con un 40% que produce Toyota; ahí hay una diferencia", explicó Taylor.
 "Este es un buen momento para otros fabricantes, no para GM, que ahora trata de cambiar su línea de vehículos por otra más eficiente en consumo de combustible", indicó.
Así como otros fabricantes de automóviles, GM está teniendo dificultades debido a la mala economía del país, que ha obligado a la compañía ?por primera vez desde que nació la empresa hace 100 años? a tomar medidas como reducción de empleos, disminución en la producción de vehículos y venta de activos, entre otras medidas.
A nivel local, las medidas de GM lucen tan desoladoras como a nivel de producción.
"La poca venta es lo que está causando la crisis en GM", aseguró Kim Park, gerente de ventas de El Monte Chevrolet, un lote adyacente a la Autopista 10 que ha visto un declive en las ventas de sus productos GM. "Claro, pero no sólo son los de GM, es toda la industria de automóviles en general la que está en crisis", agregó.
Sin entrar en datos sobre sus ventas por cuestiones de confidencialidad, Park explicó que "ha habido una reducción dramática" en la venta de camionetas GM en su concesionaria. Algo que va, según Park, enlazado a los precios del combustible y a la crisis económica.
Como muestra dijo que actualmente tienen inventario de vehículos SUV hasta el año entrante porque "no se están vendiendo" debido a la poca cantidad de millas que rinde por un galón de gasolina, que hasta ayer seguía luchando por mantenerse a menos de cinco dolares por galón.
Sin embargo, alegó que los modelos más económicos fabricados por la compañía no tardan en venderse.
Remy Madeyn, un gerente de ventas de Community Chevrolet de Burbank, concuerda con Park. Escuetamente señaló que este autolote ha bajado sus ventas "en un 30%" comparado con el año anterior y que el equipo de venta de la compañía también se ha reducido en un 16%.
Kevin Sullivan de la Asociación de Concesionarios de Autos Nuevos de California, dijo que no podría proporcionar datos de cuántos concesionarios han cerrado este año en el estado; sin embargo, no descartó que la crisis pueda obligar a llegar a este tipo de medidas.
Datos de la Wards AutoInfoBank, una compañía que NADA utiliza para medir la venta de vehículos basado en registros vehiculares muestra un descenso considerable en todas las ventas de la línea de vehículos GM.
Por ejemplo, las ventas de la marca Chevrolet, la más popular de GM, cayó de enero a junio de este año en un 13% al venderse sólo 958,000 unidades comparadas con las más de 1,134,278 que se vendieron el mismo periodo del 2007.
Datos más precisos señalan por ejemplo que en junio de este año se vendieron 158 mil vehículos Chevrolet, comparados con más de 185 mil del mismo mes en 2007. Las otras marcas de la compañía como Cadillac, Buick, GMC, Pontiac, Hummer, Saturn y Saab, experimentaron descenso por igual en sus ventas.