Inicio  



 Lo Más Visto
- Analisis de aumento de peajes de Metropistas para automóvil.
- Trucos para conseguir el mejor asiento en un avión
- Alerta: Retiran medicamento para bebés de Walmart, CVS y Family Dollar
- Hacienda enviará cartas de cobro a los que no hayan pagado IVU por comprar en Internet
- TRUMP NO PUEDE SALVAR A LA INDUSTRIA DEL CARBÓN AUNQUE QUIERA




  Por el libro
Bookmark & Share

21 de noviembre de 2018

Primera Hora

Ante el aviso de un brote de la bacteria E. Coli en la lechuga romana t para evitar el contagio de la bacteria, el secretario del Departamento de Salud, Rafael Rodríguez Mercado, alertó hoy a la ciudadanía a no consumir ninguna variedad de la hoja.

Esto surge tras una alerta emitida por los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés) luego de que 32 personas fueran infectadas en 11 estados. 

Hasta el momento, 13 personas han sido hospitalizadas en los Estados Unidos, incluida una persona que desarrolló un caso de daño al riñón conocido como hemolítico urémico.

“Al momento, no hay casos fatales en los Estados Unidos, pero queremos alertar a la población a evitar el consumo de este tipo de lechuga. Estamos conscientes que, ante la proximidad de la celebración del Día de Acción de Gracias, muchas personas están comprando, o ya han adquirido, los comestibles para la cena familiar de ese día. Por eso nos hacemos eco de este llamado para evitar el contagio con esta bacteria,”, indicó en un parte de prensa.

El funcionario informó que entre los síntomas de infección por esta bacteria se destacan:  diarreas con sangre, dolor abdominal cólico severo y vómitos.

“Estos síntomas se desarrollan entre dos y cuatro días después de haber consumido la lechuga romaine contaminada”, manifestó.

Por su parte, la epidemióloga del Estado, Carmen Deseda, advirtió que hay muchos tipos de bacteria E. Coli, pero el peor es el conocido como STEC Shiga toxin E. coli O157:H7, el cual produce una toxina que tiene la capacidad de causar daño severo al riñón.

 “Es importante señalar que no se utiliza ningún antibiótico ya que eso fomenta que ocurra más daño al riñón.  Según entró al organismo, la bacteria se irá eliminando. Lo que sí hay que hacer es hidratar. Esta es una enfermedad reportable al Departamento de Salud, por lo que estaremos dándole continuo seguimiento”, dijo.