Inicio  



 Lo Más Visto
- Empresas de bienes de consumo adaptan su oferta en previsión de una posible recesión económica
- Tiendas de Nueva York guardan alimentos y otros productos en cajas de seguridad por aumento de robos
- Los robos y la reducción del PAN impactan a los negocios del País
- El petróleo de Texas baja un 4 % y cierra en 90,66 dólares el barril
- El Gobierno de EE UU lleva a juicio la fusión de dos grandes editoriales para impedir un monopolio




  Por el libro
Bookmark & Share

19 de julio de 2022

La Opinion

Un grupo de consumidores demandó al fabricante de dulces Mars. Dice que los Skittles, uno de los productos que la compañía elabora, contiene una “toxina” que “no es apta para el consumo humano”. 

En la demanda presentada en Oakland, California, el jueves 14 de julio por Jenile Thames, un residente de San Leandro, se menciona que las golosinas no son seguras para los consumidores dado a que contienen “niveles elevados” de dióxido de titanio, TiO2, como aditivo alimentario.

Los abogados de Thames dijeron que el dióxido de titanio será prohibido en la Unión Europea el próximo mes luego que fue considerado inseguro debido a la “genotoxicidad” o capacidad de cambiar el ADN, cita Fox Business. Ellos buscan que la demanda alcance el status de colectiva. 

En mayo de 2021, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria, dijo que el dióxido de titanio “no puede considerarse ya como seguro como aditivo alimentario”. Por su parte, la Administración de Drogas y Alimentos de EE.UU. (FDA, por sus siglas en inglés), permite que el dióxido de titanio se emplee para colorear los alimentos, siempre y cuando no exceda el 1% del peso del alimento. 

En octubre de 2016 la compañía Mars compartió en un comunicado sus intenciones de eliminar la sustancia química de sus productos en los siguientes años; sin embargo, el ingrediente se sigue empleando para producir los colores artificiales que forman el arcoíris de Skittles, dice la demanda. 

El demandante principal dijo que compró una bolsa de Skittles en abril, pero tras enterarse que contenía dicho ingrediente se arrepintió de haberlo hecho. Dijo que el color de la etiqueta no ayuda a leer con claridad la información nutrimental del producto. 

La compañía de dulces Mars, quien también produce los chocolates M&M’s, no ha respondido a la acción legal en su contra. 

Esta no es la primera ocasión que los Skittles están en el centro de la polémica. En mayo de este año varios productos de la marca fueron retirados del mercado ante la presencia de metales.