Inicio  





 Lo Más Visto
- Inconstitucional negar beneficios de programas federales
- Ocupan decenas de expedientes de solicitudes fraudulentas al PUA
- Las 10 mejores ofertas de alimentos según doctorshoper.com
- Inoperante el servicio para obtener el certificado de antecedentes penales en línea
- Educación admite falla del sistema durante el reinicio del semestre




  Por el libro
Bookmark & Share

3 de julio de 2020

El Vocero

La difícil situación económica que enfrentan los dueños de establecimientos ubicados dentro de los centros comerciales del País, los han llevado a solicitar diversas ayudas para poder continuar operando con ventas muy por debajo a las acostumbradas antes de la pandemia del Covid-19.

Hasta el momento, han sido varios los inquilinos que han optado por cerrar operaciones tras no llegar a acuerdos económicos de renta con los centros comerciales, y estarles exigiendo el pago de las rentas de los pasados tres meses, que permanecieron inoperantes.

EL VOCERO intentó obtener reacciones de los administradores de los diversos centros comerciales en la Isla, pero al cierre de la edición, solamente reaccionó Adolfo “Tito” González, presidente de la Asociación de Centros Comerciales Puertorriqueños (ACCP), quien reconoció que existe la situación, pero que no representa la mayoría del sector, sino que se trata de una realidad con la que están trabajando de acuerdo a las necesidades de cada inquilino en particular.

“La petición de ayuda en la renta de los inquilinos no es algo homogéneo, son muchas las situaciones. Hay locales de empresas multinacionales, tiendas pequeñas, tiendas grandes, oficinas, etc. Estamos viendo caso a caso y sabemos que muchos ya se han acogido a otras ayudas federales”, explicó González.

El ejecutivo resaltó que hay que tener en cuenta que los propietarios de edificios de alquiler y de los centros comerciales, también tienen que responder a sus hipotecas, por lo que ambos escenarios son complejos ante una crisis de salud que se desconoce cuánto tiempo durará.

“Hay una realidad, y es que los arrendatarios también tienen obligaciones económicas como las tiene cualquier dueño de un edificio de alquiler comercial. Estamos viendo muchos arreglos diferentes y todas las partes están colaborando, porque es real que las tiendas no están vendiendo de manera normal. Muchos han llegado a acuerdos viables en las mensualidades para mantener su operación funcionando, tanto en tiendas pequeñas, kioskos o grandes cadenas. No sé de ninguna persona que no esté dispuesta a colaborar ante esta situación”, añadió el presidente.

En cuanto a cómo va el flujo de visitantes en los centros comerciales desde su apertura, este aseguró que la cantidad de clientes está creciendo según el consumidor vuelve a sentirse seguro realizando compras en los diferentes establecimientos alrededor de la Isla.

“El tráfico de clientes ha aumentado paulatinamente, pero de manera sostenible. Poco a poco está volviendo a mejores niveles para que los comercios sean más eficientes en sus ventas”, aseguró el también presidente de las Empresas Caparra, añadiendo que tanto Romano’s Macaroni Grill como La Esquina Famosa abandonaron sus locales en San Patricio Plaza porque tenían contratos vencidos que no se renovaron.

Muchos comerciantes, bajo condición de anonimato, aseguran que la mayoría de los cierres han respondido a desacuerdos en los cánones de renta, enfatizando que ventas actuales distan de lo que eran hace unos años atrás, por lo que ahora ya no dan para poder cumplir dicha responsabilidad económica.